Archive for the ‘ Uncategorized ’ Category

Y sin embargo…

Se mueve.

Sí, he dejado un poco del lado estos apuntes debido a un sinfín de cuestiones.

Éstas han variado de lo sublime a lo horrible… La naturaleza humana dirán unos, la influencia del maligno, dirán otros; pero al final el ser humano es una caja de sorpresas: a veces un regalo, a veces de Pandora.

Lo que más me ha llamado la atención es, por un lado, la necesidad urgente de ayudar… No importando el quién ni el cuándo, lo importante siendo el qué y el dónde. Me han conmovido hasta estrujarme el corazón y la conciencia, dejándolos contritos y magullados pero contentos y levantados, la humanidad tiene todavía especímenes sublimes.

Por el otro lado, la podredumbre, el interés y la envidia… El oportunismo a ultranza, la mala leche y la ojetes más pura. Para esos personajes, me gusta pensar que alguien tiene un lugar especial para ellos y que en algún momento se enfrentarán con ellos mismos.

Pero, y a pesar de ello y ellos, este país se mueve y se seguirá moviendo.

A aquellos que ayudaron, así sin etiquetas, la gente impactada les estará infinitamente agradecida. Y también aquellos quienes tuvimos la fortuna de no ser impactados, igualmente les estamos agradecidos.

Espero, sin ser inocentón, que esto sirva para un despertar de conciencias.

Anuncios

De ateismo…

Hola,

Este tema es un poco álgido de tocar, me explico:

Sucede que al contrario de muchos de los mexicanos y seguramente muchos de los que se toman el tiempo para leer este blog, yo no nací en un hogar en donde se profesaba la religión católica.

Bueno, no en mi familia “nuclear”, porque en mi familia extendida ha habido y hay de todo un poco, desde católicos hasta algunas las variedades/variantes de religiones basadas en el protestantismo (mal llamado cristianismo en tiempos recientes, ya que también los católicos son cristianos, por creer en la figura de Cristo).

El caso es que en mi viaje hasta el día de hoy he practicado básicamente dos religiones, dentro de las protestantes, y en su momento satisficieron mi curiosidad en esos temas. Fue pasando el tiempo y las experiencias se fueron acumulando y he tendido más hacia el pensamiento analítico que a lo religioso, por lo que me alejé de esas prácticas.

Entonces, ¿soy un ateo?

En wikipedia, la definición de Ateísmo se pone como sigue:

El ateísmo es el rechazo a la creencia en la existencia de una o más deidadesEn sentido estricto, es la postura expresa en la que no existe ningún dios.​ En un sentido más amplio, es la ausencia de creencia en que exista alguna deidad.​ Se opone al teísmo,​ que en su forma más general es la creencia en la existencia de al menos una deidad.

En el sentido estricto de la definición, puedo afirmar categóricamente que sí lo soy.

(Pausa dramática para que se asimile esto último)

¿Y eso que significa? Pues básicamente que no le atribuyo las cosas que pasan en mi vida a un “ente superior”, sino que son las consecuencias de mis actos y de los actos de otras personas que interactúan en mi vida (porque digo, que cada quien tenga su parte de responsabilidad, ¿no?)

Dejando a un lado la ruta confesional, lo curioso, es que este tema, salió de la “reflexión” de una persona que produce vídeos para Youtube* y que de la nada relacionó al ateísmo con tener una preferencia política vinculada con la “izquierda” (término desgastado y un tanto cuanto vago en México), ya que si eres de “derecha” (igualmente un término desgastado por igual) debes ser católico.

Entonces según esta persona, yo tendría que ser de izquierda y votar por…

Cada vez entiendo menos a la gente, la política y la religión. ¿O la entiendo más?

¿Ustedes que opinan?

¡Viva nuestro estado laico!

*Nota: No cito a la persona como tal ni su vídeo, porque ella misma ha dicho en otros vídeos que no le interesa tener más hits.

 

La orilla del abismo

– ¡Qué dramático!

– ¿Crees?

– Pues… Supongo que haces referencia a la próxima elección en el Estado de México…

– ¡Qué bien me conoces!

– Si, al final, soy tu conciencia…

– Mmm… Pues como que a veces te echas a dormir… Pero bueno, el punto es que está difícil decidir por quien votar, y el dilema es que de los candidatos que quedan como posibles no hay ni a quien irle…

– Porque supongo que ya desechaste algunos…

– Si, pero el dilema persiste: ¿por cuál del resto votar?

– Revisemos los currículos…

– Tengo miedo…

Varias horas después…

– Pues después del análisis seguimos en la misma, no hay ni por quién.

– Y eso da más miedo…

– Al final, creo que será un salto de fe…

– Sigamos mirando el abismo…

El mundo de hoy…

Los acontecimientos que han sucedido desde los últimos meses del año 2016, han transformado y seguirán transformando el mundo tal cual lo conocemos.

Primero, la elección del presidente de los EEUU, en la figura de Donald J. Trump, es un reflejo de muchas cosas:

– El hartazgo de cierto sector de la población con los políticos de siempre, eligieron a una persona que les habló de lo que ellos necesitaban, mientras que el oreo partido no hizo lo propio y se limitó a seguirle la corriente; con los resultados que todos conocemos.

– La presencia de la “otra America”, aquella que no esperó a que terminara el proceso y empezó a retomar los espacios que le habían arrebatado. Lo malo, es que ente sus filas, como en cualquier grupo, hay fanáticos que llevan sus ideas al máximo.

– El uso que hace el flamante presidente de las redes sociales con efecto a sentirse validado en el puesto. Parece que no se la cree que ganó y ve por todos lados “moros con tranchetes”.

– La retórica de sus consejeros y ayudantes: desde los “hechos alternativos” (sic) hasta una bola de sinrazones…

Segundo, de este lado del futuro muro, nos preocupamos por lo que dice, hace, y dejamos un poco de la mano lo que pasa de este lado.

Y ésto, es lo más increíble.

Regreso, voy a sacarme una viga del ojo…

Profesional

La definición de la palabra es como sigue: “Un profesional es quien ejerce una profesión (un empleo o trabajo que requiere de conocimientos formales y especializados).”

Ser profesional también es: “La calificación de profesional no sólo está vinculada a los conocimientos o al título habilitante, sino que también puede hacer referencia al compromiso, la ética y la excelencia en el desarrollo de las actividades laborales o de otro tipo.”

Y en el párrafo anterior subrayo ética por lo que me pasó recientiemente.

Resulta que por motivos de trabajo, tengo que trabajar desde una de las localidades que tiene la empresa  en la cual trabajo. Y como en cualquier oficina, siempre hay una persona que trabaja haciendo la limpieza de la misma.

Omito el nombre de la persona porque no es relevante para la historia, sin embargo la llamaré Martha por recientes eventos cinematográficos.

Pues resulta que su servidor, al cual le cuesta mucho trabajo platicar con la gente, en una ocasión a propósito de un parche que traía puesto Martha en su ojo izquierdo, se puso a indagar la causa.

Martha, sin empacho alguno, me contó que sufre de glaucoma en su ojo, que recientemente la habían operado en el Seguro Social (IMSS) por lo mismo  y que debido a que no había podido conseguir un lente de contacto, le protegieron el ojo con el parche.

Hasta este todo iba bien, siendo yo un completo neófito en aspectos de enfermedades de los ojos, pero luego la historia tomó pa’l monte…

Me dijo Martha: “Fíjese que luego el ojo me duele tanto que no lo soporto. Al preguntarle a la doctora que me operó me dijo que ya no podía hacer nada más y que para quitarme el dolor, tendría que matarme el nervio…”

¿Ya notaron lo que está mal en el párrafo anterior? La susodicha doctora, una “profesional” en su materia, ¡quería matarle el NERVIO OPTICO! ¡Como si el ojo fuera equiparable a un diente! ¡Me carga el payaso!

Acto seguido, y ya instalado en modo metiche, le dije: “Señora, le voy a recomendar a mi médico para que vaya a revisarse ese ojo”. Acto seguido le proporcione los datos esperando que Martha sacara la cita.

Pasaron algunos días y apenas el día de ayer, Martha me comentó emocionada que había ido al médico que le recomendé.

El resultado: la señora “sólo” necesita un transplante de córnea pero su ojo sirve.

¿Notan la diferencia?

El tema del post es de índole médica, pero creo que todos, independientemente del trabajo que desempeñemos, debemos ser profesionales.

No se les olvide, les puede costar un ojo.

Ella se llamaba Martha…

¿Ahora reseñarás canciones de José María Napoleón?

-¡Ja! No… Estoy haciendo referencia a una de las escenas de la película Batman vs Superman: Dawn of Justice que fuí a ver recentiemente.

¿Y qué tal? ¿Te gustó?

– A nivel de diversión, me mantuvo entretenido durante la duración de la película…

Uh, que la… Más evasivo que político en campaña.

-Me explico: los personajes principales ya tenían al menos una referencia anterior de una película (o serie de películas) para establecer a los personajes, con excepción de la Mujer Maravilla. No entendí porqué volver a mostrar el “origen” de Batman, considero que lo utilizaron para usarlo como la excusa de la “amistad” entre Batman y Superman… El origen de Superman lo narraron en la película Man of Steel del mismo director (Snyder).

– El villano de la película fue buenísimo, lástima que fue Lex Luthor y no se trataba del Jocker o The Riddler… Esto no lo ví yo, sino mi esposa que realmente creyó que Lex derivaría en el Jocker. La personalidad “clásica” de Lex no se muestra en la película.

-Para no ser purista, no cuestionaré el origen de Doomsday…

-El tema de la Mujer Maravilla creado a raíz de guitarras eléctricas, ¡sensasional! El personaje cuando es Diana Troy, está de flojera, pero en la batalla final, se ve que goza darse una topa con Doomsday.

-La introducción de los metahumanos me pareció adecuada. Me hubiese gustado que los actores que ya tenemos identificados como éstos, los volvieran a representar (obviamente, hablo del caso de The Flash, aunque el actor que escogieron, Ezra Miller, para representarlo es bueno, véanlo en The Perks to be a wallflower).

-No entendí por qué el Batimóvil tiene direccionales…

-Lois Lane es una attention whore… Perry White, meh…

-Me gustó en la batalla final que en una escena donde Doomsday se va con todo contra la Mujer Maravilla y Superman, nos la muestran desde la perspectiva de Batman y lo hacen ver más humano que nada… Más que en la escena inicial donde muestran como Superman y Zod destruyen Metrópolis…

– No me gustó las referencias obscuras a lo que ha de venir (¿Darkseid vs Liga de la Justicia?) ya que precisamente estas películas deben tener una histroria que todo mundo entienda, no sólo los iniciados…

-Lo curioso es que se sintió como que fuera una historia compuesta de varias historias inconclusas… Desafortunadamente, tuve que hacer uso a mi conocimiento anterior de varias historias de estos personajes para darle un sentido a lo que estaba viendo.

-En fin, veremos que habrá en próximas entregas.

Los mandriles nalgas rojas

Si me siguen en twitter (@jcesarmo) se darán cuenta de que desde hace algunos días he estado narrando mis aventuras conforme viajo (no cuando estoy manejando, que conste) con los bien llamados “mandriles nalgas rojas”.

“¿Y quiénes son esos especímenes?” se estarán preguntando queridos lectores, me explico: Estos individuos son miembros de esa extraordinaria especie que poseen un automóvil y que los reglamentos de tránsito les vienen guangos. También forman parte de este grupo aquellos que creen que las leyes de la física no les aplican: creen que pueden ocupar el mismo espacio que otro automóvil al mismo tiempo, por ejemplo.

Los ejemplos son prácticamente infinitos: hay desde aquellos que van leyendo algún documento que tienen pendiente del trabajo, hay quienes se van terminando de acicalar (los especímenes del sexo femenino son mayoría), los que cazan (acechan parvadas de Guajolotas y las degluten en movimiento…) y los más comunes, los que usan sus teléfonos celulares.

Lo curioso es que otros aventureros han reportado otras especies como el Gorila Espalda Plateada (en la forma de un camionero pasándose el alto mientras utilizaba su móvil) y uno que otro Gibón (ciclistas que violan el reglamento a costa de sí mismos o de los transeuntes).

Uno que no he visto recientemente, es a los monos ardillas, éstos se entretienen lavándose los dientes mientras conducen su vehículo.

En fin, mi espíritu observador estará al acecho para su entretenimiento y envidia de la National Geographic.

Ustedes, ¿a quién han visto?

A %d blogueros les gusta esto: