Ah, las familias…

En Todos están bien (Everybody’s fine) se nos presenta la vida de Frank, un padre de familia con cuatro hijos y su interacción con ellos después de que su esposa (y madre de aquellos) ha fallecido.

¿Qué tanto influye que uno de los padres sea la amalgama de la familia? ¿Qué tanto hay que compartir la responsabilidad de la formación de los hijos por partes iguales? ¿Cuándo los padres ven a los hijos como adultos y no como niños? ¿Qué tanto hay que impulsar a los hijos y que tanto hay que dejarlos libres? ¿La realidad es siempre la verdad?

Estas y otras preguntas se van respondiendo conforme la película avanza.  Es una historia que puede reflejar varios aspectos de la vida del espectador.

Buena y entretenida.

P.D. Es un remake de la película Stanno tutti bene de 1990 del director Giuseppe Tornatore, con Marcelo Mastroianni en el papel que hace De Niro en esta nueva versión.

Anuncios
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: